Pelotas de fútbol realizadas por internos de la cárcel de Trenque Lauquen llegaron hasta niños de Mozambique

Ocho balones ahora son disfrutados por tres comunidades de ese país africano

A través de la fundación “Somos del Mundo”, ocho pelotas fabricadas por internos de la cárcel de Trenque Lauquen que trabajan en la cooperativa “El Pase” llegaron a los pies de cientos de niños que viven en tres comunidades agrícolas de Mozambique.

La producción de las pelotas la efectuaron internos de la Unidad 20 que depende del Servicio Penitenciario Bonaerense que aprendieron el oficio y ahora trabajan en una cooperativa.

Para que las pelotas lleguen a los niños en el país africano fue clave la acción del abogado de Trenque Lauquen, Víctor Hugo, quien viajó junto a su hija de 25 años y otros 20 voluntarios en lo que fue la novena edición del Programa de Construcción de Aulas en Comunidades Rurales de Mozambique.

elpasemozambiqueEn el marco de la Misión Mangundze, iniciada por el cura argentino Juan Gabriel Arias, el equipo de trabajo de “Somos del Mundo” arribó a las comunidades Cumbane A, Cumbane B y Xiteme, de la provincia de Gaza, y construyó aulas para que los niños de 6 a 12 años puedan educarse en un espacio adecuado.

Víctor Hugo, conociendo la pasión inculcada a los nativos por el Padre Arias, confeso hincha de Racing, adquirió a “El Pase” ocho balones para sorprenderlos.

“El deporte genera alegría y unidad. Por eso, decidí llevarles las pelotas. Además, tuve la posibilidad de contarle a Arias y a la gente de allá, como pude, porque hablan tsonga y muy pocos portugués, la tarea que realiza ‘El Pase’”, contó Víctor Hugo, a la vez que resaltó: “El trabajo de la cooperativa es sensacional porque muestra alternativas a personas privadas de libertad que, generalmente, son individuos que no tuvieron posibilidades u oportunidades. Sé que varios chicos que pasaron por esta fábrica consiguieron trabajo y eso evita la reincidencia. Es fantástica la labor que realizan”.

“Somos el Mundo” es una organización que promueve programas de desarrollo de habilidades para el impacto social. Como ellos divulgan, “trabajan por un mundo donde las personas generen cambios positivos y útiles desde dos ejes: uno, en para potenciar la formación de agentes de cambio mediante el desarrollo de habilidades, y otro, para lograr soluciones concretas en comunidades rurales”.

Cabe destacar que la cooperativa “El Pase” es proveedora de más de 25 clubes en Argentina y una de esas entidades compite en el torneo Nacional B.

En la fábrica se confeccionan pelotas de fútbol y de volley de modo artesanal y cocidas tanto para uso de aficionados como para profesionales. “El Pase” tiene como plantel a cinco socios trabajadores que son internos alojados en la cárcel de Trenque Lauquen, quienes gozan de regímenes de semi libertad.