UNA VACA DE TRENQUE LAUQUEN ES CAMPEONA MUNDIAL SHORTHORN

Pertenece a la cabaña Santa Cecilia de Héctor Mario Eyherabide. Además, la firma ya logró exportar genética de la raza Shorthorn al mercado de Estados Unidos

vaca

Una vaca argentina Shorthorn logró la medalla de oro en un certamen internacional (Champion of the World Competition) que reconoce a la mejor genética ganadera y del que participan más de 80 países.

Se llama Leave Afrodita y pertenece a la cabaña Santa Cecilia de Trenque Lauquen. La vaca -“Miss World Shorthorn”- es hija de una gran campeona de Palermo (Leave Potranca), que también logró la medalla de oro en este concurso internacional.

“Es una línea genética muy fuerte, que ganó en Palermo y quedó en el podio las cinco veces que compitió en la Champion of the World. Nos dieron la noticia el diez de diciembre que es mi cumpleaños y fue el mejor regalo”, destacó Héctor Mario Eyherabide, propietario de Santa Cecilia.

Además, la cabaña ya logró exportar genética Shorthorn a un mercado muy competitivo: Estados Unidos. “Ahora en enero, en una exposición y remate en Oklahoma, se van a vender tres embriones de nuestra cabaña”, contó Eyherabide.

Champion of the World Competition comenzó en el 2012 y la raza Shorthorn se incluyó en el 2016. Las cabañas que participan de la Argentina -en todas las razas- son las que lograron los grandes campeones macho y hembra en la Exposición de Palermo.

A partir del análisis de fotos, un prestigioso jurado primero elige a los campeones de América del Sur, América del Norte, Europa y Asia-Africa. De los ganadores de cada continente se eligen los campeones mundiales de la raza.

vaca1

“Con nuestra cabaña logramos estar en el podio mundial durante los últimos cinco años”, resaltó el cabañero. En el 2016, Leave Elvira logró la medalla de bronce, en el 2017 Leave Potranca ganó la medalla de oro (es la madre de la campeona mundial de este año), en el 2018 y en el 2019 Leave Tzarina consiguió la medalla de plata y en el 2020 Leave Afrodita obtuvo la medalla de oro.

“Nuestro caso es excepcional. Es el único país que ha estado en el podio de la raza Shorthorn los cinco años en forma consecutiva y con ejemplares de una misma cabaña. Canadá también lo consiguió pero con diferentes cabañas”, explicó Eyherabide.

Este año, además, la genética de Leave Afrodita estuvo por encima de una vaca que se remató en U$S 90.000 en Estados Unidos. Un ejemplo más de que la genética ganadera argentina es de punta.

NOTA PUBLICADA EN SUPLEMENTO RURAL DEL DIARIO CLARIN