DENUNCIAS CRUZADAS ENTRE UN INSPECTOR Y UN MOTOCICLISTA TRAS OPERATIVO EN LA VÍA PÚBLICA

Un operativo de tránsito realizado por agentes municipales para evitar que se diera a la fuga un infractor que no tenía su moto en regla para circular terminó con denuncias judiciales cruzadas, el motociclista con heridas en su rostro y el efectivo separado preventivamente del plantel de Contralor

El hecho tuvo lugar este jueves pasado a las 19:15 cuando dos agentes de tránsito circulaban por la zona de las calles Vignau y Alem y advirtieron que un joven estaba en una moto a la que le faltaban luces reglamentarias y tenía el caño de escape modificado, informaron fuentes judiciales a DataTrenque.

 

Ante esta situación, los agentes subieron con sus móviles a la vereda y se colocaron por delante y por detrás del motociclista para evitar que se diera a la fuga, considerando que se trataba de un joven que ya tenía varios antecedentes de escapar de operativos de Contralor en ocasiones anteriores, según se informó.

operativo transito
El momento del hecho

En esa circunstancia, el joven intentó escaparse con su moto por la vereda, pero no lo logró su cometido.

 

Hasta aquí las versiones de las denuncias cruzadas coinciden: en ambos casos está claro que la moto no está en regla y también queda claro que no hubo una predisposición a acatar la orden de los inspectores. Pero de aquí en adelante las versiones difieren respecto a lo acontecido:

 

De acuerdo al inspector, el joven intentó agredirlo con golpes de puño por lo que atinó a defenderse, lo dominó y lo dejó en el piso de la vereda, boca abajo, con las manos por detrás, a la espera de la llegada de un móvil policial. La versión indica que en ese movimiento el motociclista se produjo raspones en el rostro, al darse contra la vereda.

 

Mientras tanto, el joven denunció que al pretender irse el agente lo sometió físicamente, lo agredió produciéndole heridas en el rostro y lo redujo contra el piso, boca abajo, por lo que tuvo que ser asistido en la Guardia del Hospital Municipal.

 

Finalmente, la moto quedó secuestrada por Tránsito municipal porque efectivamente no estaba en regla por la falta de luces reglamentarias y el caño de escape modificado; y desde el área de Contralor, las autoridades decidieron separar preventivamente al agente señalado hasta que se determinen las responsabilidades, según pudo saber DataTrenque.

 

En tanto, el otro inspector que acompañó al operativo no quedó vinculado al caso.
De ahora en más la Justicia intervendrá a partir de sendos expedientes abiertos en la UFI N° 4 en turno, a cargo del fiscal Walter Vicente, para determinar las responsabilidades y establecer si se cometió algún delito por alguna de las partes involucradas.