LA VACUNA DE OXFORD Y LA MAGISTRAL EXPLICACIÓN QUE HIZO VIRAL A LA MÉDICA TRENQUELAUQUENSE MARTA COHEN

El anuncio que Argentina fabricará la vacuna contra el coronavirus​ que lleva adelante la Universidad de Oxford puso el valor la magistral explicación que dio la trenquelauquense Marta Cohen, jefa del Departamento de Histopatología del Hospital de Niños de la localidad de Sheffield, en el Reino Unido, sobre la vacuna

Cohen incluso tuvo la oportunidad de establecer un contacto directo con el equipo científico que desarrolla la vacuna en Oxford. Todas esas experiencias, luego del clip viral, las fue contando y actualizando por “cadena nacional” en un maratón mediático en Argentina durante casi dos semanas, y hoy volvió a realzarse su figura en los principales portales de noticias del país, donde recordaron su testimonio.

marta cohen en laboratorio

“La vacuna se está probando también en Brasil y en Sudáfrica. Los resultados preliminares fueron de la fase 2. A 500 pacientes le dieron esta vacuna, que se llama CHADOX, porque utiliza el adenovirus como vector. A 500 personas le dieron esta vacuna CHADOX y a otros 500 le dieron la vacuna del meningococo que se llamó grupo control. Las personas que recibieron la vacuna CHADOX tuvieron algunas complicaciones locales, un poquito de cefalea, pero no hubo ninguna complicación seria, que es algo muy importante”, contó la médica en el video que circuló por redes sociales y WhatsApp.

En ese clip, y que luego reconfirmó en un encuentro por Zoom para trenquelauquenses el sábado pasado, la médica nacida en nuestra ciudad comentó que “el 91%, con una dosis desarrolló anticuerpos. Sin embargo, cuando le dieron una segunda dosis, el 100% de las personas que recibieron la vacuna de coronavirus CHADOX tuvo anticuerpos. Y estos anticuerpos, la respuesta inmune al coronavirus se vio en dos partes: a los 14 días desarrollaron lo que se llama respuesta de la inmunidad celular de los linfocitos T, y a los 28 días desarrollaron los anticuerpos de inmunoglobulina G (igG)”.

Según Cohen, el desarrollo de esos anticuerpos “tiene dos implicancias muy grandes: una es que los pacientes que reciban la vacuna para el coronavirus probablemente van a necesitar dos dosis, no probablemente, casi seguramente se va a necesitar dos dosis para generar inmunidad. Y segundo, si bien sabemos que los anticuerpos duran dos meses, tres meses, el hecho que a los 14 días los pacientes desarrollaron inmunidad celular, -esta es la memoria inmunológica que puede quedar en el cuerpo y que aunque ya no hay anticuerpos en el suero, en el plasma-, pueden los pacientes tener una respuesta inmune para defenderse contra el coronavirus”.