PIDEN LA DETENCIÓN DEL HOMBRE QUE ATACÓ A SU PAREJA CON UN CUCHILLO POR UN DELITO QUE TIENE UNA PENA DE HASTA 15 AÑOS

La fiscalía considera que la circunstancias y el modo de la agresión configuran el delito de homicidio en grado de tentativa. La víctima fue hospitalizada y se encuentra fuera de peligro. El agresor espera la decisión judicial en la dependencia policial

El Ministerio Público Fiscal pidió a la Justicia de Garantías la formal detención del hombre acusado de infringirle heridas de gravedad a su pareja al atacarla con un cuchillo por el delito de homicidio en grado de tentativa en un contexto de violencia de género que tiene pena de hasta 15 años de prisión.

La solicitud fue realizada por la UFI N° 4, a cargo del fiscal Walter Vicente, al juzgado de Garantías N° 1, en turno, cuya titular es la magistrada Anastasia Marqués, luego de que se negara a declarar en una audiencia realizada por videoconferencia por la plataforma Meet, dadas las medidas de seguridad sanitarias vigentes por la pandemia de coronavirus.

fiscalia frente cerca

El fiscal Vicente entiende que las circunstancias en la que se produjo la brutal agresión configuran el artículo 80, incisos 1 y 11, del Código Penal, que contempla penas de entre 10 y 15 años de prisión. Se trata de la figura de homicidio en grado de tentativa hacia su “ascendiente, descendiente, cónyuge, ex cónyuge, o a la persona con quien mantiene o ha mantenido una relación de pareja, mediare o no convivencia” y cuando la víctima sea “una mujer cuando el hecho sea perpetrado por un hombre y mediare violencia de género”.

De acuerdo al informe del perito forense, la peor herida que sufrió la mujer de 43 años fue en una de sus manos, dado que al momento de defenderse habría agarrado la hoja del cuchillo para intentar sacársela a su agresor y en ese instante se produjo un profundo corte.

Además, en el forcejeo por salvar su vida, la víctima sufrió cortes en el codo izquierdo, el muslo derecho, la muñeca derecha, entre otras. La secuencia se completó con la mujer intentando escapar por una ventana de la vivienda que da a la calle con la ayuda de sus hijos que sostenían la puerta de la habitación para evitar que ingresara el padre, informaron fuentes policiales y judiciales.

Una vez en la vereda, la mujer pidió auxilio, dos recolectores de residuos que pasaban por la calle realizando su labor habitual la ayudaron sin titubear, mediaron entre la víctima y el agresor, y luego la policía llegó en un patrullero para contener y aprehender al hombre de manera rápida y eficiente.

La víctima fue hospitalizada y sometida a una intervención, aunque se encuentra fuera de peligro, y está siendo asistida por el equipo interdisciplinario de la Comisaría de la Mujer y la Familia.

El agresor está alojado en los calabozos de la Comisaría Primera de Trenque Lauquen a la espera de la decisión judicial sobre su situación procesal en curso.