UN ESPECTÁCULO IMPERDIBLE: ESTA NOCHE SE PODRÁ VER LA ÚLTIMA “LLUVIA DE ESTRELLAS” DEL AÑO

Las condiciones de tiempo permitirán disfrutarla al máximo. Se recomienda ir a un lugar alejado de la ciudad y mantener fija la mirada en un punto en el firmamento. Con paciencia se podrá disfrutar de un show magnífico

Este mes de diciembre nos tiene preparado un regalo maravilloso: una de las lluvias de estrellas más hermosas del año, las Gemínidas.

Como cada año, las Gemínidas mostrarán su pico de actividad a mediados de diciembre. Puntualmente el mejor momento para la observación de la lluvia de estrellas será la noche del 13 al 14 de diciembre.

Se trata de un espectáculo sin atrapante donde se pierde la noción del tiempo mirando al firmamento.

¿Un consejo? Conviene fijar la mirada en una zona del cielo y mantenerla, al menos, durante unos minutos para poder detectar alguna Gemínida. Se recomienda tirarse en el suelo y llevar ropa de abrigo. Y lo más importante: hay que tener paciencia.

Además, se podrá seguir la transmisión en directo del canal sky-live.tv

lluvia de estrellas tapa

Las llamadas estrellas fugaces son en realidad pequeñas partículas de polvo de distintos tamaños (entre fracciones de milímetros hasta centímetros de diámetro) que van dejando los cometas –o asteroides– a lo largo de sus órbitas alrededor del Sol, debido al ‘deshielo’ producido por el calor solar.

La nube de partículas resultante (llamados meteoroides) se dispersa por la órbita del cometa y es atravesada cada año por la Tierra en su órbita alrededor del Sol. Durante este encuentro, los meteoroides se calientan, principalmente por rozamiento al entrar a gran velocidad en la atmósfera terrestre, vaporizándose parcial o completamente, creando los conocidos trazos luminosos o estrellas fugaces que reciben el nombre científico de meteoros.

Aquellos meteoros que sobrevivan al rozamiento atmosférico impactarán con la superficie terrestre convirtiéndose en meteoritos.

Los meteoros parecen nacer –tienen su radiante– en la constelación de Géminis (los Gemelos), que se situará cerca de la conocida constelación de Orión. Este año la Luna nueva acompañará la observación, por lo que podremos disfrutar de esta lluvia de meteoros en toda su intensidad.